martes, 16 de julio de 2013

Rosa China

La rosa china



Ya nadie muere de amor,
de pena sí, como el árbol
De soledad y de miedos
se inclinan las ojos
como un niño
frente a un río seco

Ya nadie muere de amor
¿quién podría pensar en ello?

En la ventana de mi cuarto
vive una rosa china
de amarillas flores
y verdes hojas
La miro deteniendo mi caída
en la inocencia de un vértigo

Sus hojas no hieren ni lastiman
contemplan un ciclo
tan breves y silenciosas

Ya nadie muere de de amor
me dicen las hojas
Nadie
Solo la brevedad de un sueño
y esta rosa
cuyo nombre me destierra
ha venido a morir por mí

con toda su hermosura

No hay comentarios:

Publicar un comentario